Cuando nadie mira…


¿Quienes somos...cuando nadie nos ve?

Una antigua pregunta en la mente de Platón asaltaba a quien leyera sus escritos: Si uno tuviera algo parecido al poder de la invisibilidad ¿sería la misma persona recta y obediente de las normas que, supuestamente, es en la realidad? Si absolutamente nadie llegara a enterarse de lo que uno hace… qué nos detendría de hacer algo que, de otra forma, podría considerarse indebido, inmoral, ilegal incluso?

Habiendo contestado esa pregunta con toda sinceridad (después de todo nadie nos espía dentro de nuestras mentes), cabe entonces preguntarse: Lo que nos impide actuar mal… ¿es nuestra propia creencia en lo correcto e incorrecto… o el temor a la censura de los demás?

¿No pasa algo parecido cuando alguien sale en un viaje bastante largo fuera del país, a lugares donde no existe ningún conocido que lo pueda delatar?¿No vienen aquí los extranjeros a deshinibirse también?

Curiosamente, en nuestro querido siglo 21 estamos más lejos que nunca de no ser observados. Ojos electrónicos se esconden, como arañas digitales, en las tiendas que visitamos, sobre los postes de luz de las calles que caminamos… hasta nuestra querida computadora tiene uno, convenientemente controlado por nosotros, desde el cual el mundo entero puede seguir nuestros gestos.

Como humanos, nos comportamos mejor por esta intromisión digital? O por el contrario se nos exacerban las ganas de derrotar a esta camisa de fuerza de opiniones y declararnos libres? Y acaso aquellas personas que parecen mandar cualquier convención social al carajo..¿no son admiradas abiertamente por esa libertad que parece brotarles de los poros?

Los Jim Morrison o Madonas del mundo, criticados, odiados y envidiados por entregarse como amantes sedientos a los placeres del sexo, las drogas, la música y demás, ¿no quedan en nuestras mentes como símbolos de libertad, a pesar de que todo lo que representan es lo que se nos ha enseñado y aconsejado evitar si queremos ser “gente de bien”?

Pareciera que estamos diseñados para vivir como un sándwich moral, entre las capas de lo que mostramos y acordamos entre todos… y el relleno, lo que muchos harían si nadie los viera. Volviendo al viejo Platón, me gustaría saber que habría pensado de otro dicho, no tan filosófico quizás como sus pensamientos, pero no por ello menos intrigante: “En la variedad, está el placer.”

-Walter Campos

Anuncios

10 comentarios sobre “Cuando nadie mira…

  1. Esto me recuerda el eterno de dilema de naturaleza vrs crianza (nature vrs nurture) porque creo que somos una combinación de ambas. Creo que todos venimos con un chip incorporado (llamese conciencia, espíritu santo, voz interior, etc) que nos deja saber qué está bien y qué está mal; por eso los bebés se esconden para hacer travesuras…y otra parte se gesta cuando la sociedad nos dicta todas las reglas morales de lo que está bien o mal visto. Sin embargo creo que el tema que tocás de la integridad (ser el mismo en todo lado) es algo de lo que adolecemos muchísimo…cuesta mucho encontrar una persona que sea la misma en todo lado.

    1. Encontrar alguien que sea igual ante todo el mundo y en cualquier situación….mmm sería bastante difícil verdad? Por algo esa pregunta lleva siglos rondando jeje….
      Un saludo y muchísimas gracias por leer.
      -Walter

  2. ¿Quienes somos…cuando nadie nos ve? definitivamente, como dicen, “la apariencia no es sincera” y eso de escaparse a un país o incluso a un lugar lejano del que se vive… ufff !!!

    bueno, estoy de acuerdo con Walter ” Encontrar alguien que sea igual ante todo el mundo y en cualquier situación…” realmente es bastante díficil, como decía Pablo, lo que no quiero hacer es lo que más hago!

    no cabe duda que todo lo prohibido es tentador!

  3. Lo que yo considero que no es prohibido podría ser censurado por otra gente -obviamente sin violar algunas leyes muy básicas como “no matarás, no robarás”-

    Pero es poco válido para mí basarme en leyes religiosas que bajo el “libre albedrío” velan el ojo acusador de mi conducta irreverente ante la sociedad.

    Inmoral, impúdica, obscena….halagos cuando sé que hago con mi vida lo que me deleita. Al final, estamos en este mundo para ser felices sin atañarse a fachadas.

  4. Gracias por tu nota, de verdad lo pone a pensar a uno sobre que tan transparente se es o no se es con los demás.
    Creo que todos los seres humanos muy profundamente y quizás hasta sin darnos cuenta, tenemos un poco de Jim Morrison o Madona: la gran diferencia se puede decir, es que somos mas hipócritas por todo el tema en el que hemos sido enseñados desde nuestros inicios de vida.
    Si, tema con el cual nos han programado, en la buena teoría para que como dices en tu nota, seamos seres de bien, pero que en muchas ocasiones por la misma presión de algunas amistades e incluso el entorno en el que se desenvuelvan las personas, pueden llegar a liberar acciones quizás no muy bien vistas por la gran mayoría de la gente, provocando entonces hacer las cosas a “escondidas”, creyendo firmemente que nadie les está viendo.
    Desinhibirse está bien, pero se debe mantener siempre la mesura en las acciones de las cuales se desinhibe.

  5. Cómo estás W? Mi comentario sobre el tema que tratás talvéz no te parezca el más acertado, pero es mi humilde opinión. Las personas no hacemos muchas de las cosas que quicieramos por simple y sencillo temor; sólo que lo maquillamos de conciencia, para que los demás vean que correctos somos. En esta sociedad, que a veces se comporta mojigatamente, nos dá terror el sólo imaginar que van a pensar de mí, si hago ésto o aquello. Pero cuando se pierde ese miedo… Ayayay! Somos capaces de todo. Pero no le digamos más miedo, eso suena feo, vamos a llamarle conciencia. La conciencia es entonces, el delgado hilo que nos sostiene de caer en una tentación, que a la larga, traerá consecuencias. Con un poco de invisibilidad, seríamos muy felices pues nadie se daría cuenta de nuestros actos, porque hay que dejarse de varas, todo lo prohibido tiene un sabor tan dulce… Lástima que yo sea diabético.

  6. Exc Post!!!:) definitivamente vivimos rodeados de ojos ocultos, que lamentablemente no nos deja actuar en muchas ocasiones como queremos!!! “El Que Dirán” es el freno de muchos!!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s